La Costa Blanca esconde rincones maravillosos. Y Calpe es uno de esos destinos donde puedes disfrutar de la naturaleza, del sol y de la historia que la envuelve.

Calpe es ese rincón del Mediterráneo que te atrapa, te enamora y te invita a volver cada año. El sol, el mar, la naturaleza que la envuelve y su gastronomía son algunos de los motivos por los que tienes que visitar este fantástico rincón de la Costa Blanca considerado como el segundo destino español Best European Destination 2021.
 
Incluso en estos tiempos que corren, Calpe se ha convertido en uno de los mejores destinos para teletrabajar. Así que, disfrutar del trabajo mientras tienes los pies en la arena ya no es un sueño, en Calpe es toda una realidad. Sus más de 300 días de sol al año hacen que este lugar de la Costa Blanca sea el elegido por muchos trabajadores que quieren huir de la oficina o de casa y respirar aire fresco.
 
Más de 300 días del sol al año - Calpe
 
Y puestos a disfrutar, la guía de Calpe es muy extensa. Hay una gran oferta turística para conocer la localidad con los cinco sentidos. Y además, puedes hacerlo combinando muchas actividades. Desde subir el Peñón de Ifach hasta disfrutar de las calas más paradisíacas de la localidad. Calpe está abierta para todo el mundo, sean cuales sean tus gustos.
 
Incluso aquellos que quieran descubrir nuevos rincones a través de su sabor, Calpe es un lugar perfecto para practicar el turismo gastronómico. Tener el mar tan cerca la convierte en un lugar perfecto para saborear un buen pescado fresco y ya se sabe, la Comunitat Valenciana es muy conocida por sus productos de gran calidad.
 

¿Qué ver en Calpe?

 
Aquí os vamos a mostrar algunos de los básicos e imprescindibles de Calpe. Así que no puedes irte de la localidad sin haber visitado, vivido o experimentado alguna de las propuestas que te hacemos.
 

El Peñón de Ifach

 
Sus 50.000 metros cuadrados, 332 metros de altitud y un kilómetro de longitud son las credenciales de esta gran roca calcárea que se adentra en el mar dividiendo Calpe en dos. Además de un paraje natural de visita obligada, en su momento, esta prolongación de la Sierra de Oltá fue también lugar de residencia de distintas civilizaciones desde la época romana y hasta la Edad Media. Con el paso del tiempo, los habitantes descendieron y ayudaron a crear el magnífico Calpe que conocemos hoy en día. Así que llévate unas buenas deportivas porque realizar la ruta del Peñón de Ifach y coronar su cima tiene un gran premio, contemplar Calpe desde las alturas.
 
El Peñón de Ifach
 
 

Los Baños de la Reina

 
Este yacimiento romano que, por aquel entonces, estaba pensado para los baños y se llenan con el agua del Mediterráneo. Para ello, cuando se crearon, contaban con unas compuertas para moderar la entrada y salida de las olas. Actualmente, los Baños de la Reina están erosionados por la acción del mar, pero todavía se pueden distinguir esas galerías que no te puedes perder si pasas unos días en Calpe. Es una forma diferente de viajar en el tiempo e imaginar… ¿Cómo era Calpe en aquella época?
 
Los baños de la Reina
 

Las Salinas

 
Este lugar es mágico. Se trata de una depresión húmeda en medio del municipio poblada por cigüeñas, flamencos, gaviotas y garzas. Según cuentan, la sal obtenida de este pequeño gran lago ha traído, a lo largo de la historia, increíbles beneficios para la economía de la localidad que ha vivido gracias a sus pescados. Esta sal era el mejor método para su conservación.
 
Las Salias Calpe
 

Iglesia de Nuestra Señora de las Nieves.

 
Si quieres conocer más sobre su historia y su cultura, recorre sus calles y encuentra lugares con encanto como este. Esta iglesia fue construida en el siglo XX, en el centro del casco histórico de Calpe. De esta fabulosa parroquia destacan, sobre todo, sus vidrieras y su fachada de mosaico. Eso sí, tampoco puedes dejar de visitar la iglesia antigua, del siglo XV que se caracteriza por sus cinco pilares unidos con arcos de medio punto.
 
Iglesia de Nuestra Señora de las Nieves.
 

Real Club Náutico de Calpe

 
En 1976 se fundó en Calpe uno de los clubes náuticos que recibe la distinción de ‘Real’ en España. Dedicado a promocionar deportes náuticos, jornadas y regatas, es un rincón que hay que descubrir si pasas un día en este lugar. Además, se realizan múltiples actividades que no puedes desaprovechar como son el Campeonato Autonómico de Cruceros, el 32º Trofeo del Peñón de Ifach o la Liga Española de Vela y la Travesía a Nado, vuelta al Peñón de Ifach. Sin duda, es una forma diferente de disfrutar de los encantos que esconde Calpe.  
 

 

El casco urbano de Calpe

 
Además de estos lugares tan emblemáticos de Calpe que tienes que anotar en tu lista de quehaceres, también puedes disfrutar de sus pequeñas tiendas y establecimientos que marcan la identidad del municipio. O las calles empedradas con personalidad propia y las fachadas llenas de creatividad… Si te preguntas qué ver en Calpe, no puedes olvidar estos rincones que te impresionaran.
 
Para ello, lo mejor es perderse por las vías de su casco histórico para toparse con una tranquilidad que poco tiene que ver con la masificación de la costa. No todas las guías turísticas recomiendan esta zona mágica, donde cada paso es una sorpresa. Y no, no hablamos sólo de edificios históricos como el Torreón de la Peça o el Pou Salat, sino también de aquellos enclaves que definen e identifican a Calpe.
 
El casco urbano de Calpe
 
Calpe es mucho más que todo esto, por eso lo mejor es que seas tú mismo quien descubra todos los encantos que tiene este municipio de la Costa Blanca. Incluso fuera de temporada, ¿quién dice que Calpe no es precioso?  Su esencia, su carácter y su razón de ser se encuentran en pequeños detalles que hacen a esta localidad diferente de muchas otras que la rodean.
 
Esta localidad reúne excusas suficientes para hacer una escapada. Dos o tres días bastan para embriagarse de la esencia de Calpe. Como buenos anfitriones en  AR Hotels & Resorts queremos que disfrutes de una experiencia completa, con todas las actividades a tu alcance y donde puedas desconectar de la forma más placentera.  Para todos los gustos, para todas las necesidades y, por supuesto, con todas las comodidades, servicios e instalaciones para dedicarte todo el tiempo del mundo en un lugar tan encantador como es Calpe.